El chip asesino

death-chip

Un inventor árabe creo un invento muy peculiar. Se trata de un chip muy pequeño, con un dispositivo GPS que se encapsula y se inserta debajo de la piel de una persona, para que esta pueda ser rastreada.

Hasta acá vamos bien. Cuando el hombre quiso registrar la patente del invento tuvo un rotundo NO. ¿Porque? Dije “hasta acá vamos bien”. No solo se trata de un GPS, sino que además, dicho dispositivo contenía una pequeña dosis de cianuro que podía ser liberada remotamente, matando al portador del chip en cuestión de minutos.

Según el árabe, se utilizaría para “rastrear criminales”. Pero los alemanes le dijeron que no a este simpático muchacho, ya que este invento puede ser muy polémico, más aún con el pasado que tiene Alemania.

Vía: Geekologie

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

tres × dos =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>